Follow by Email

lunes, 5 de julio de 2010

Vacaciones de invierno

Mitones bien coloridos y abrigados, porque... Abuela ¿le tejés unos mitones a mi amiga?


El porta botella para Teo con un llavero que él eligió. Ahí lleva su botella de agua a la escuela sin humedecer nada.


Las torrejas o torrijas con miel para empezar la mañana con mucha energía. Dicen que el origen de las torrejas es andaluz. Nuestros vecinos brasileños les llaman rabanadas. Hay muchas variantes pero yo hago las que aprendí con mi abuela. Ella las hacía con pan francés del día anterior. Yo compro pan flauta. No las mojo. Simplemente paso las rebanadas de pan por la masa casi líquida hecha con harina, azúcar, leche y vainilla y una pizca de polvo de hornear. Se disfrutan calentitas bañadas con miel. Si no te gusta la miel con mermelada y requesón son ricas.


El pan de queso hecho con 2 tazas de harina, una de queso rallado, una de ricota, un chorro generoso de aceite, un huevo, una pizca de sal, una cucharada de azúcar, cuatro cucharaditas de polvo de hornear, leche necesaria para unir. Unimos con cuchara de madera, sin amasar. Así como hacemos los escones. Colocamos en molde de budín inglés aceitado. Al horno. Fácil y rico. para desayuno, merienda y antojos.



El cuello en tunecino para lupe. Con un botón... precioso!
Ya se fue la primer semana de las vacaciones de invierno. Que de esto último no tuvo mucho. Compañía de nietos. Algunas manualidades a pedido de los mismos. Motivo para cocinar cosas ricas.




2 comentarios:

Carla dijo...

Hola Abuela,
Cuantas cosas lindas hoy, me encanté con el porta botellas y las torrejas, que para mi son rabanadas, pero acá en Brasil solo los descendientes de portugueses como yo tienen la costumbre de hacer las rabanadas, acá en mi casa las hacemos con pan que compramos proprio para rabanadas es como una flauta adormecida(porque es del dia anterior) pero es mas grande y con mas massa los hacen las panaderias de portugueses, pero primero paso por la lecha con vainilla y azucar y despos por clara de huevo montada(batida) y mesclada con la yema,despos la ponemos a freir y por arriba canela con azucar.
Bueno que ganas ahorita me deu de hacer las rabanadas me parece que mañana para el partido entre tortas fritas voy hacer unas rabanadas...
Besitos desde Brasil,
Carla

Abuela Creativa dijo...

Qué bueno esta nueva versión de las torrejas-rabanadas! Yo creo que hay comidas que se van perdiendo. Hay mucha gente joven que nunca comió una mazamorra (locro le dicen los argentinos). unos orejones con arroz. Y ni qué hablar de la gelatina que se hacía en el campo hirviendo las patas de la vaca. Ni siquiera se consiguen en las carnicerías, hoy en día.Un abrazo, Carla.